Día de Muertos: Una Tradición Orgullosamente Mexicana

Autor:

17 Oct , 2019  

El 2 de noviembre se celebra el Día de Muertos, una celebración mexicana de origen indígena en la que se honra a los difuntos y que se remonta a la época prehispánica. En conjunto, el 1° de noviembre se festeja el Día de Todos los Santos en el calendario católico.

Día de Muertos: una tradición orgullosamente mexicana

El culto a la muerte era uno de los elementos básicos del México prehispánico. Cuando alguien moría enterraban a sus muertos envueltos en un “petate” y se organizaban fiestas con el fin de guiarlo en su recorrido, además de ponerles la comida de su agrado por si llegaban a sentir hambre. Actualmente, cada año, la gente coloca altares con ofrendas para recordar a sus muertos; la decoración está compuesta por flores de cempasúchil, y al igual que en tiempos prehispánicos, se coloca incienso o copal para aromatizar el lugar.

La antiquísima tradición del Día de Muertos, a pesar de ser la misma en todo México, cuenta con algunas variantes dependiendo del estado.

Día de Muertos: una tradición orgullosamente mexicana

Al sureste de la Ciudad de México se encuentra una pequeña localidad llamada Mixquic, que significa “donde hay mezquite”, uno de los lugares más visitados durante estos días. De hecho, su celebración se apega mucho a la antigua tradición; además se lleva a cabo conjuntamente con la feria del pueblo.

Los preparativos inician desde mediados de octubre en cada una de las casas donde ponen una estrella alumbrada para comenzar a guiar a los difuntos. Asimismo, limpian meticulosamente las casas y los sepulcros para que las ánimas puedan tener buen reposo y tranquilidad durante su visita.

En Mixquic se colocan ofrendas, al igual que en Oaxaca y la mayor parte del país, pero aquí se elabora una cruz y cadenas de papel amarillo y morado que significa la unión entre la vida y la muerte. Posteriormente, el día 2 de noviembre se realiza La Alumbrada, donde  miles de velas iluminan los sepulcros decorados con flores. El respeto y el amor son los elementos principales de esta celebración, haciéndola única y extraordinaria.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Mexico For All (@mexico_for_all) on

Oaxaca es uno de los estados más ricos culturalmente hablando y la celebración de Día de Muertos es una de las más significativas. El altar se adorna con un mantel blanco o papel picado y sus escalones tienen un significado especial: el primero representa a los adultos y abuelos, mientras el segundo es para todos los demás.

Los oaxaqueños decoran los sepulcros de sus cementerios con flores, además de que comen ahí y charlan con los amigos. Durante esta festividad en Oaxaca puede asistirse a infinidad de exhibiciones y representaciones de tapetes, velas, altares y criptas.

Te recomendamos leer: Día de Muertos o Hanal Pixan en la Península de Yucatán.

Día de Muertos: una tradición orgullosamente mexicana

En realidad, son muchos los sitios que podríamos mencionar por su particular forma de celebrar a los muertos en estas fechas: Janitzio y Pátzcuaro en Michoacán, Tláhuac y Xochimilco en la Ciudad de México, o Cuetzalán en Puebla, por citar solo algunos. La fiesta en estos lugares conserva la esencia de la tradición a nivel nacional, pero cada sitio le da a su fiesta un toque especial que la convierte en única e inolvidable.

Si por estas fechas estás de visita en alguno de estos lugares de México, vale la pena ser partícipe del Día de Muertos. Ten por seguro que será una experiencia fantástica e inolvidable.

Posts Relacionados

César Lozano Díaz
Soy originario de la Ciudad de México y Licenciado en Periodismo y Comunicación Social. Me encanta viajar y conocer nuevos lugares, su gastronomía, cultura, tradiciones y atracciones.

México