5 consejos para viajar sin afectar tus finanzas personales

Autor:

21 Feb , 2018  

Muy probablemente, viajar fue uno de los propósitos que estableciste para este año. Ya pasó el primer puente del 2018 y ¿saliste a algún lado? Si la respuesta es no, seguramente te hubiera gustado haberlo hecho y, si saliste, es posible que hayas gastado más de lo que tenías planeado. Si tienes muy claro que quieres viajar este año, lee estos 5 consejos para viajar ciudando tus finanzas en tus viajes.

1. Planea tu viaje

La Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) recomienda planear con tiempo las vacaciones y tener un presupuesto. Algunos sugieren que planees tus salidas con al menos dos meses de anticipación. Si tienes un ahorro para este propósito y te tomas el tiempo de organizar tu presupuesto, no tiene por qué haber algún problema para tus finanzas.

Seguro ahora piensas, ya me quedé sin viaje. Pues no te preocupes, hay formas geniales de ahorrar para viajar sin sufrimiento. La planeación lleva su tiempo, pero ten en cuenta que te permitirá tomar decisiones conscientes, aprovechar ofertas de manera oportuna y evitar cualquier tipo de endeudamiento.

Te conviene prepararte para los próximos días de asueto o, si puedes, organiza tus viajes en días en los que no todo mundo esté de vacaciones. A pesar de las ofertas que pueda haber, viajar en temporada baja siempre resulta más económico.

Ahora bien, planear se trata de ser específicos en lo que queremos, y por ello debes definir el lugar que visitarás o tener algunas opciones en mente. Debes pensar qué medio de transporte utilizarás para llegar, la duración del viaje, con quiénes irás y qué actividades deseas realizar. En fin, a partir de esto determinarás los gastos que incluirás en tu presupuesto.

2. Realiza un presupuesto

Tener un presupuesto es esencial para saber cuánto dinero gastar y no desembolsar de más. Entonces, calcula todo aquello que pueda generar un gasto en tus vacaciones. Así es, desde el momento en el que pones un pie fuera de tu casa y hasta que regresas.

¿Cuáles son algunos posibles gastos? El taxi para ir a la terminal o la gasolina si vas en automóvil, la botella de agua, las galletitas, el sándwich para el camino o la almohada para el cuello, entre otros. Y esto es solo para llegar a tu destino. Suma el transporte local, hospedaje, comidas, entradas a los museos u otros sitios, recuerditos y gastos para los imprevistos.

Transporte

Dependiendo de tu destino, valora la relación costo-beneficio, según el tipo de transporte requerido para llegar.

  • Autobús. Este medio es barato, cómodo en algunos casos, y debe proporcionar seguro contra accidentes o por si pierden tu equipaje y garantías en caso de atrasos o cancelación.
  • Automóvil particular. Tienes que considerar el costo de gasolina y casetas, para ello puedes consultar un monto aproximado en la página Traza tu Ruta de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes. Además, contempla el costo de revisión mecánica y mantenimiento de tu auto. Por otra parte, puedes rentar un coche que cubra los costos de mantenimiento y seguro de accidentes.
  • Avión. Viajar por aire es una forma sencilla y la más rápida. Sin embargo, debes considerar el tiempo de espera para salir, para que te entreguen tu maleta y para trasladarte del aeropuerto a donde sea que vayas. Debes considerar que la demanda y el precio de los boletos de avión fluctúan más que para otros medios de transporte en temporada alta. El precio del boleto de avión, en especial para salir de la Ciudad de México a destinos internacionales, ha incrementado debido al aumento de impuestos, como la tarifa de uso aeroportuario (TUA).

Cabe destacar que, algunos servicios de autobuses de lujo o en el avión ofrecen refrigerios o accesorios para que te sientas más cómodo durante el trayecto a tu destino. Si viajas por carretera realiza antes estas compras en el supermercado para evitar gastos innecesarios.

El costo del transporte local en tu destino es variable. Pregunta en el hotel en donde te alojes, si ofrecen servicios de traslados, resultará una buena inversión contratarlos y evitar perder tiempo buscando otras opciones. También puedes aprovechar las aplicaciones móviles de transporte que tienen tarifas establecidas.

Hospedaje

Al elegir el lugar de hospedaje, considera cuál se adecúa a tus necesidades. ¿Estarás todo el día fuera y solo llegarás a dormir y a darte un baño? Elige una opción más económica. ¿Quieres descansar o disfrutar de la piscina? Busca un hotel que sea más cómodo y con mejores servicios, siempre y cuando esté en tus posibilidades de pago.

Antes de realizar una reservación, pregunta por los servicios y productos gratuitos que ofrecen. Evita cargar en tu maleta cosas que el mismo hotel te proporcionará.

Comidas

Procura desayunar en el hotel, puede que esté incluido en el pago de tu habitación. La comida y la cena pueden estar contempladas en lugares que visites, pero siempre pide la carta con los precios para ver si está dentro de tu presupuesto. En ocasiones, caemos en la desesperación y tomamos la primera opción sin considerar el costo y después nos podemos arrepentir.

Salidas y recuerditos

Las atracciones turísticas u experiencias tienen costos diferentes, así que considera cuánto dinero vas a destinar a este rubro y si no tienes lo suficiente, busca otras alternativas baratas o gratuitas que pueden ser igual de entretenidas.

En cuanto a los recuerditos, ¿cuántas veces queremos llevar una camisa, un llavero o pulsera, que resultan innecesarios? Establece un límite de dinero para gastar en souvenirs, que no afecte tu bolsillo y elige a quién le llevarás estos regalos.

Fondo de emergencia

Algo que pocos consideramos es que puede pasar cualquier imprevisto durante el viaje. Por ejemplo, si por alguna razón no llegas a tiempo a la terminal para tomar el autobús o el avión de regreso, debes contemplar el costo de un boleto extra. Otro ejemplo, si vas en tu automóvil y se descompone, debes llamar a la grúa. Por lo tanto, considera tener un fondo de emergencia para que no se afecten tus finanzas ni tu viaje.

En definitiva, no sabemos qué accidentes o situaciones puedan pasar, pero debemos ser precavidos. Salvador Tamayo, consultor en finanzas personales, sugiere tener ahorrado del 10% al 20% del presupuesto del viaje para hacer frente a cualquier imprevisto

3. Considera paquetes todo incluido

Después de realizar tu detallado presupuesto, considera si te conviene pagar un paquete todo incluido, que puede ahorrarte dinero y tiempo si incluye traslados, para que aproveches mejor tus vacaciones.

Por ejemplo, una opción completa que  incluye el hotel y avión:

          Magic Express Hotel + Vuelo

  • Hotel 4 estrellas
  • Ubicación céntrica
  • Desayuno continental incluido
  • Vuelo redondo incluido Ciudad de México – Cancún
  • Costo de $3,596, promedio por persona. Precio con descuento Semana Santa.
  • Impuestos incluidos.

De acuerdo con una cotización de Best Day, el viaje redondo más económico de Interjet cuesta $2,260, el hotel Magic Express te costaría $1,336. En contraste, únicamente el boleto redondo por persona en Aeroméxico cuesta $3,556, casi lo mismo que el hotel de lujo y el vuelo de avión. El paquete de hotel + avión puede ser una gran oferta, si planificas tus vacaciones desde ahora.

4. Utiliza tu tarjeta de crédito

Cada tarjeta te da diferentes beneficios. Si tienes una tarjeta que de puntos para viajar en alguna aerolínea puedes intercambiarlos e incluso te puede salir gratis.

Otra buena forma de aprovechar los beneficios de las tarjetas de crédito, son los meses sin intereses. No obstante, debes verificar que todo esté dentro de tu presupuesto. Además, es recomendable que liquides tu deuda antes de que realices otro viaje, para que lo disfrutes tus siguientes salidas sin remordimiento.

BestDay ofrece una amplia variedad de promociones para diferentes tarjetas de crédito.

5. Nunca uses los ahorros que no sean para viajar

Si no tienes un fondo de ahorro específico para viajar, lo mejor será que te abstengas de utilizar los ahorros de tu retiro o educación. Estos recursos, por lo general, son difíciles de reponer.

Hasta aquí, podemos decir que estos son aspectos esenciales para la planificación de tu viaje, de ahí la importancia de llevarla a cabo con tiempo. Pero lo más importante es que a la hora de estar en tus vacaciones, te apegues a tu presupuesto, de lo contrario echarás por la borda todo tu esfuerzo.

Afortunadamente, las nuevas tecnologías pueden facilitar nuestras vidas. Con Finerio puedes monitorear los gastos que has realizado durante tus vacaciones e identificar si estás sobrepasando tu presupuesto. Descarga la app o regístrate en la plataforma web de Finerio.

Con información de cnnexpansion.com

Artículo publicado originalmente en el blog de Finerio.

Posts Relacionados

Finerio
Finerio es la primera plataforma de finanzas personales automatizada y gratuita en México, capaz de ligar tus cuentas bancarias para descargar y categorizar tus transacciones, dar seguimiento a tus gastos y a tus presupuestos, automáticamente, para que puedas tener el control de tu dinero y aumentar tu ahorro.

Tips de Viaje